Salud

¿Pueden sanar las venas varicosas sin tratamiento?

¿Pueden sanar las venas varicosas sin tratamiento?

En las últimas etapas del embarazo, la cantidad de líquido en el tejido y la circulación aumenta debido a la retención de agua del cuerpo, y en las últimas etapas del embarazo, las venas varicosas aumentan en las piernas porque el útero crece y presiona las venas que salen de las piernas. Como resultado de estas razones, las venas varicosas (tanto capilares como nódulos nodulares) pueden aparecer durante el embarazo y puede haber un aumento en las venas varicosas.

Las partes internas pueden desarrollar inactividad en las venas que son nudillos y coagulación dentro de los vasos superficiales debido a la presión del útero. En la vena superficial debajo de la piel, hay dolor en el coágulo que no se toca, rigidez sensible, enrojecimiento, aumento al tacto o incluso al contacto con la ropa. En caso de desarrollo de coágulos, a veces las agujas, que se pueden llamar anticoagulantes, a veces deben inyectarse debajo de la piel durante el embarazo. El dolor y la sensibilidad causados ​​por un coágulo intravenoso se resuelven espontáneamente en 1-2 semanas con analgésicos y cremas orales que se pueden usar de manera segura durante el embarazo; pero en este período dan problemas. Durante y después de este período, es necesario usar medias varicosas con el tamaño y la presión adecuados recomendados por su médico.

Las venas varicosas pueden ocurrir durante el embarazo, no solo en las piernas sino también alrededor del área genital y la ingle. Aunque las venas varicosas se producen en la ingle y la vagina, no causan problemas graves, aunque asustan a las pacientes y causan cierta sensibilidad.

Trombosis venosa profunda (TVP)
El problema médico más grave que se puede encontrar en las venas durante el embarazo y el posparto es el desarrollo de coágulos en las venas profundas. En los países desarrollados, la causa más común de muertes maternas es la dificultad respiratoria causada por la trombosis del coágulo de pierna. Por lo tanto, el monitoreo cercano de las mujeres embarazadas durante el embarazo, en caso de quejas que lleguen a sus médicos y la derivación al especialista, reduce el riesgo de formación de coágulos en las venas profundas de las piernas.

Ejercicio durante el embarazo
Los ejercicios en la medida permitida por el embarazo, al menos la marcha, hacen que los músculos de las piernas bombeen sangre en las venas profundas hacia el corazón, evitan el estancamiento y el charco de sangre en las piernas y reducen la hinchazón. Incluso si se requiere reposo en cama durante el embarazo, estirar la pierna con frecuencia y extenderla, aplicar un ligero masaje en la pierna aumenta la circulación sanguínea venosa y evita la acumulación de sangre en la pierna; sin embargo, el ejercicio solo no previene las venas varicosas.

OPCIONES DE TRATAMIENTO
Vcalcetines aris
Si solo hay capilares delgados o vasos verdes ligeramente más gruesos sin una insuficiencia venosa subyacente, no hay necesidad de usar venas varicosas para estos.

Durante el embarazo, puede haber hinchazón de las piernas sin venas varicosas. En este caso, se recomienda usar medias varicosas solo para reducir la hinchazón y apretar la pierna para reducir la hinchazón. En presencia de venas varicosas, puede ser necesario usar medias varicosas con el tamaño y la presión adecuados recomendados por su médico. Las venas varicosas son medias especiales diseñadas para reducir la presión ejercida por la media desde el pie hacia arriba.

Tratamientos para capilares y vasos verdes ligeramente más gruesos.
Es un método para secar las venas externamente dando energía a la piel o secando las venas en los tejidos subcutáneos y subcutáneos con medicamentos. Una insuficiencia venosa subyacente puede no tratarse necesariamente por razones médicas. Si el tratamiento es necesario está determinado por las quejas del paciente, los hallazgos detectados durante el examen y el examen realizado por el examen de ultrasonido dúplex.

Las venas varicosas no se deben intervenir a menos que sea obligatorio durante el embarazo y la lactancia. La mayoría de las venas varicosas pueden desaparecer espontáneamente después del final del embarazo, 3-4 meses a 12 meses después de la lactancia, casi todas las venas varicosas no crean una emergencia y se evita la posibilidad de poner en riesgo la salud del bebé y la madre con bajo riesgo.